19 de jul. de 2011

ETICA EN LA EDAD MEDIA


Es un momento en el que la ética asume elementos de las doctrinas clásicas de la felicidad (el fin del actuar humano consiste en obtener el bien que nos hace felices) y los une a la doctrina cristiana (vista como Revelación divina), especialmente según la normativa que recogen los mandamientos. El fin último del actuar humano es la caridad, que se consigue al vivir desde el Evangelio, y que permite al hombre acceder a la visión de Dios (en el cielo), donde el ser humano alcanza su máxima plenitud y el bien supremo.
Diversos autores hablan de ética y según perspectivas diferentes. Es oportuno re
cordar dos grandes nombres, san Agustín de Hipona y santo Tomás de Aquino (especialmente en la segunda parte de la Suma de teología, en la que se recogen numerosos elementos de la ética de Aristóteles).

Posteriormente, y tras las huellas de las ideas de Tomás de Aquino, se desarrolla en el ámbito católico lo que luego será conocido como principio de doble efecto. En  esta edad  se  destaco un gran filósofo sato tomas  este  pensaba  que  las  cosas son reales  solo si  se  comprueba experimental mente  que  existen de  otro modo no existen, las  cosas por  la  intuición no  son hasta  que se  comprueben.
Particularmente  no estoy de  acuerdo con esta  afirmación tal que  para que algo exista  no  tiene que ser comprobado  vasta  con sentirlo un ejemplo  claro de esto es  Dios el no lo podemos  ver pero si  sentir en nuestra mente y en  nuestro corazón.